El lado oscuro del Universo

UniversoBanner

Desde que el primer antepasado del homo sapiens piso sobre la superficie de la tierra este siempre ha buscado alguna explicación para todos los fenómenos naturales que día a día le tocaba observar en el cielo, en la tierra, en el agua y en él mismo.

La necesidad de querer saber siempre nos ha acompañado. Con el tiempo el hombre desarrolló procedimientos y definió metodologías por la cuales estudiaba y explicaba el mundo que le rodea, pero el tiempo y necesidad de saber le ha hecho fijarse nuevas fronteras en todas las disciplinas del conocimiento yendo de lo general a lo particular, de lo macro a lo micro, de lo cuantificable a lo inmensurable y recorriendo estos caminos en doble sentido.

Y en todo este andar ha habido temas que se pueden considerar como constantes si no universales si recurrentes porque el hombre no queda satisfecho con sus propias explicaciones y busca nuevos caminos para llegar a esa nueva explicación o respuesta que le pueda ser satisfactoria, pero que con los avances logrados en lo que hoy llamamos ciencia pronto queda obsoleta o a medio camino para un nuevo conocimiento.

Una constante es el querer saber que hay arriba de nuestras cabezas, por encima de las nubes, la atmosfera y en los confines del espacio donde flota nuestro planeta azul acompañado de sus hermanos planetarios y saber (esa si es una constante humana, el saber) que hay ahí, que leyes rigen ese espacio oscuro pero plagado de luces que noche a noche cautivó a las primeras civilizaciones, desde el valle del Sumer hasta Mesoamérica, infirió temor al neófito de las cuestiones de la bóveda celeste y ha maravillado a estudiosos como Copérnico, Galileo, Kepler entre muchos genios que hemos visto desfilar a lo largo de la historia.

Cada noche alzamos la vista al cielo y la pregunta casi siempre es la misma “¿cuál es la distancia a la cual se encuentra tal estrella?” y el carrete de preguntas se suelta implicando muchos tópicos donde “nuestro cielo” es el protagonista. Para el hombre común (llamémosle así) no hay comprensión o entendimiento de muchas de las cuestiones cósmicas y de sus unidades de medición, pero hoy los científicos han logrado salvar y medir esas grandes distancias que separan cada uno de los cuerpos celestes (planetas, galaxias, cometas, nebulosas, cúmulos, estrellas, agujeros negros, quasares) gracias a la luminosidad que despiden y tomando como referencia algún objeto cuya luminosidad sea conocida para que se tome como un patrón de luminosidad.

La luz de una galaxia nos dice a qué velocidad se acerca o aleja de nosotros: la luz de una galaxia se ve más roja cuando se aleja y más azul cuando se aleja. El grado de enrojecimiento de la luz de una galaxia debido a la velocidad con que se aleja se llama corrimiento al rojo, y se puede medir con precisión. Los astrónomos de principios del siglo XX esperaban encontrar la misma proporción de nebulosas espirales con corrimiento al rojo (las que se alejan) que con corrimiento al azul (las que se acercan), pero descubrieron que todas menos las más cercanas presentan corrimiento al rojo. Todas las galaxias se están alejando entre sí.

En 1929 el astrónomo Edwin Hubble calculó las distancias de alrededor de 90 nebulosas espirales (como se le conocía en ese entonces a las galaxias) usando como patrón de luminosidad a las estrellas de brillo variable conocidas como las cefeidas. Al comparar sus datos de corrimiento al rojo con los de distancia, encontró que mientras más lejos se encuentra una galaxia más rápido se aleja y que la relación entre distancia y velocidad es una simple proporcionalidad directa.

Este descubrimiento de Hubble condujo a la conocida teoría del Big Bang del origen del Universo: si las galaxias hoy se están separando en el pasado estuvieron más juntas. En un pasado remoto estuvieron concentradas en una región muy pequeña y caliente, y en eso momento no eran galaxias sino una mezcla densa de materia y energía. Hoy en día los restos de esas densidades y temperaturas deberían de estar rondando en el cosmos de forma muy diluida, en forma de una radiación tenue distribuida en el espacio que en 1965 Arno Penzias y Robert Wilson detectaron a través de una antena de comunicación satelital. Ese era el rastro del violento origen del Universo y que hoy se conoce como radiación de fondo.

Con los tiempo el modelo del Big Bang se ha ido ajustando, siendo en la década de los 80’s del siglo XX que se le agregó el concepto de inflación, según el cual en la primera fracción de segundo una fuerza de repulsión muy intensa hizo que el embrión del Universo pasara de un tamaño menor que el de un átomo al de una toronja en un tiempo brevísimo.

Una de las predicciones más importantes del modelo inflacionario atañe a la geometría del espacio. Si el espacio es plano (no quiere decir que sea de dos dimensiones sino que satisface los postulados de la geometría euclidiana) los ángulos un triángulo trazado entre cualesquiera tres puntos sumarán 180 grados.

Esto es lo que todo el mundo hubiera esperado antes de 1916, cuando Albert Einstein la teoría general de la relatividad, generalmente usada para describir la forma global del Universo. Esta teoría permite otras dos posibilidades:

– Si el espacio tiene curvatura positiva, como una esfera, los ángulos de un triángulo sumarán más de 180 grados.

– Si el especio tiene curvatura negativa, como si se tratara de una silla de montar, sumarán menos de 180 grados.

Todo depende de que tan fuerte jale la fuerza de gravedad total del Universo, o sea de cuanta materia y energía contenga este en total:

– Poca materia y energía = curvatura negativa

– Ni mucha ni poca = geometría plana

– Mucha = curvatura positiva

Este punto es importante, ya que dependiendo de la cantidad de materia y energía dependerá que el Universo siga expandiéndose o se detuviera y se invirtiera.

A mediados de la década de los 90’s los cosmólogos concluían que hacía falta una parte del Universo, la mayor parte de él en un porcentaje de 75% materia y energía necesaria para explicar que el Universo cumple con una geometría plana.

En astronomía, mirar lejos es mirar al pasado. La luz viajando a sus 300 mil kilómetros por segundo tarda cierto tiempo en llegar a la Tierra desde sus diversas fuentes, ejemplo claro es que tarda 8 minutos en llegar desde el sol. ¿y de otros lugares cuánto? Como se menciona, al ver la noche estrellada estamos dando un vistazo al pasado pasando de una cuantas horas hasta incluso miles de años luz. El estudio de la luz de las supernovas y su corrimiento al rojo han planteado que la expansión del Universo continua y se va acelerando.

La aceleración del Universo plantea el consumo de cantidades enormes de energía, la cual se ha denominado como energía oscura (denominada así por ser invisible, por no estar a la vista) y cuya existencia complementa esa parte faltante del Universo. Su origen y existencia está en el los terrenos de la especulación científica pero se habla de ella como una constante cosmológica o una quinta esencia, que de acuerdo a la teoría de la relatividad produce repulsión gravitacional.

La quinta esencia podría interactuar con la materia y cambiarla de valor y acelera la expansión del Universo menos que la constante cosmológica (la cual es una propiedad intrínseca del espacio, una energía irreducible).

El saber que el Universo se expande continuamente y se va acelerando nos plantea que el futuro fin de este Universo no sería un Big Crunch o Gran Apachurron. Con el tiempo, sobre nuestra bóveda celeste ya no se verán estrellas y desde el espacio ya no veremos las luces de las lejanas estrellas y galaxias vecinales. Un inmenso vacío negro. Para ese entonces, quizás nuestro sistema solar ya no exista y mucho menos el sistema al cual pertenece.

Otro escenario se refiere a que habrá un momento que la aceleración del Universo será posible de observar en escalas menores y se producirá un Big Rip o Gran Desgarrón, en la cual una variable llamada energía fantasma superará a la energía gravitacional y comenzarán a desmembrarse los cúmulos de galaxias, los sistemas planetarios llegando a escalas atómicas en la cual ya no habrá cohesión y no habrá nada.

Para ese momento pasaran miles de millones de años para probar esa teoría, que la verdad dudo mucho que algún descendiente pueda verla.

Quizás algún día entendamos todo lo que rodea el momento de la creación y su desarrollo partiendo desde el Big Bang y trazando un camino para conocer la composición del Universo.

Es increíble hablar y resumir en tan poco espacio sobre estos conceptos donde se habla del origen, comportamiento y leyes que dominan el Universo y tratar de avizorar el escenario teórico de su final. No es fácil no es sencillo pero aún hay mucha tela de donde cortar y esta es la vastedad del espacio con sus misterios que han inquietado al hombre desde el primero momento que volteo la vista al cielo y señalo las estrellas con el dedo.

¿Por qué he elegido este tema?

Puedo comentar aquí que siempre me han atraído los temas de índole científica, en especial relacionados con el Universo, gracias a la lectura y el haber tenido la oportunidad de ver en ocasiones programas de este tipo en medios digitales además de los impresos.

¿De dónde partí para empezar a escribir?

Los motores que me han motivado son el conocimiento mismo y la inquietud de compartirlo con todos este tipo de temas. La fuente principal el texto proporcionado, complementado con varios de tópicos que me ha tocado leer a lo largo de mi vida.

¿Qué es ser un estudiante en línea?

Educacion Online 002

La modalidad de los estudios en línea incorporan el uso de las Tecnologías de la Informática y Comunicación (TIC), las cuales van revolucionando  y transformando el entorno socio cultural que hoy vivimos en plena Era de la Información, caracterizada por extender el conocimiento a lo largo y ancho de todo el planeta.

El aprendizaje a través de los estudios en línea se lleva a cabo en un Ambiente Virtual de Aprendizaje, el cual es un espacio pensado y diseñado más alla de los alcance de la formación y la información, engloba una visión conjunta del como se enseña pero sobre todo del como se aprende y se elabora a partir del establecimiento de objetivos de aprendizaje, incorporando actividades y experiencias de aprendizaje estimulantes.

EL ROL DEL ESTUDIANTE EN LINEA

De ser pasivo a ser proactivo. Buscar ir hacia adelante sin esperar a que las cosas sucedan o esperar que el profesor le indique las actividades a realizar. Es responsable de su propio aprendizaje, se involucra y prepara para participar en el curso.

De la exigencia a la participación. A diferencia del sistema presencial de educación, en la modalidad en línea se cuentan con recursos tecnológicos que generan registros para que el maestro identifique o sepa si el estudiante participa y además promueve el desarrollo del sentido de la autocrítica del estudiante en la dinámica del grupo.

De la estática entre tiempo y espacio a la dinámica autogestiva. No hay sujeción a horarios y espacios físicos para dar paso a la autogestión educativa. El estudiante determina donde, cuando, como y cuanto ha de estudiar. No hay porque trasladarse a espacios específicos a horarios determinados. Esto permite que cualquier persona independientemente de sus ocupaciones o circunstancias de movilidad se incorpore a un programa educativo. Cualquier persona con acceso a internet puede estudiar en línea en cualquier lugar y momento. A pesar de esta flexibilidad, existen tiempos de entrega para las actividades por lo que el estudiante administra su tiempo para cumplir oportunamente.

Del seguimiento académico. Para el estudiante en línea existe la facilidad de compartir sus dudas de manera pública por medio de los foros de discusión pero deberá de esperar la respuesta del maestro dentro del plazo  establecido y visitar la sección de preguntas frecuentes (si lo hubiera) o intercambiar estas dudas con sus mismos compañeros y recibir realimentación.

De la interacción grupal y con el docente. El estudiante en línea interactúa con los contenidos del ambiente virtual del aprendizaje y en un segundo plano interactúa de manera asincrónica con el docente en línea y sus compañeros en línea. En resumidas cuentas, no se interactúa en simultaneo con maestro y compañeros, sino a su propio ritmo y según sus posibilidades y disponibilidad.

De los aportes de la internet y la riqueza del conocimiento. Además de los materiales recomendados para el curso, el estudiante podrá echar mano  de la red de redes, el internet, con tal de profundizar en algún tema pero siendo crítico y cuidadoso buscando confiabilidad en las fuentes.

RECOMENDACIONES INTERPERSONALES PARA EL ESTUDIANTE EN LINEA

Educacion Online 004

  • Identificar e interpretar nuestras emociones y reconocer el efecto que tienen en nosotros mismos y en los demás.
  • Controlar y manejar nuestras emociones y el como reaccionamos para así poder adaptarnos a las circunstancias que todo el tiempo están cambiando a nuestro alrededor.
  • Identificar, comprender y responder ante las circunstancias, para atender y entender a los demás.
  • Saber tratar con los demás, influir positivamente, motivar e inspirar, trabajar en equipo y mejorar la manera en la que nos comunicamos.

RETOS PARA EL ESTUDIANTE EN LINEA

  • Adoptar una actitud crítica y creativa de las Tecnologías de la Información y la Comunicación y participar activamente durante su formación académica.
  • Cuestionar, replantear, investigar e idear nuevas formas de descubrir, con el impulso de seguir explorando y generar la oportunidad para obtener más conocimientos.
  • Adaptarse al trabajo en un entorno cambiante, valiéndose de la creatividad, la comunicación, la colaboración y la resolución de problemas.
  • Optimizar la comunicación escrita, prácticamente es el recurso más sólido para expresarse en la modalidad en línea, por lo que se deberá optimizar el uso de la gramática, sintaxis y semántica.

El ser un estudiante en línea implica ciertos saberes, actitudes, retos, exigencias, ventajas y compromisos, pero sobre todo la disposición de aprender.

Educacion Online 001

 

Fuente: Extraído de ¿Qué es ser un estudiante en línea? de López Meza, Ricardo D. (2016)